gredos entorno

El Circo de Gredos

circo de gredos

Circo de Gredos

Era el glaciar de mayor tamaño de toda la sierra. Comienza al pie del Pico Almanzor (2.592 m) en la Hoya Antón, bastante más al sur que el resto de los circos y acaba más abajo del Prado de Roncesvalles a 1.450 m, tras un recorrido de 8 km.

La alimentación de este glaciar se efectuaba en tres circos diferenciados: el Recuenco del Almanzor, la Hoya del Gargantón y la Hoya de Cabeza Nevada, situados uno tras otro de sur a norte y con orientaciones ENE, NNE y NE, respectivamente.

El recuenco del Almanzor incluye al comúnmente denominado Circo de Gredos y la Hoya Antón que es el verdadero fondo del circo. Se encuentra a una altura de 2.000 m y rodeado por la mayores elevaciones de las sierra: Casquerazo, Cuchillar de la Navajas, Peña del Esbirladero, Cuchillar de los Ballesteros, Ameal de Pablo, … todos superan los 2.400 m. En el Circo de Gredos está enclavada la Laguna Grande de Gredos, cuya existencia se explica por la sobreexcavación glaciar. En el Circo se puede observar una hombrera muy clara y bien desarrollada que permite delimitar el espesor máximo alcanzado por los hielos, que sobrepasaría los 350 m.

La zona de acumulación debía acabar en una cascada de seracs producida al sobrepasar el hielo el umbral de separación existente entre el circo y la lengua. A continuación se produciría el aporte de hielos pocedentes del Gargantón, segunda cuenca de acumulación de este glaciar, situado entre el Ameal de Pablo y el Cuchillar del Gütre; sus aportes eran importantes pues se calcula que el espesor del hielo era de 200 a 250 m.

Vista de la desembocadura del deshielo sobre la Laguna Grande del circo. Junto a la laguna el refugio Elola.
La hoya de Cabeza Nevada, adosada la pico de este nombre, el el último circo afluente del glaciar de Gredos. Es un aparato de pequeñas dimensiones, corto y sin huellas de hombreras; a partir de su confluencia con el glaciar principal, el valle se va estrechando paulatinamente hasta su término.

En los flancos del valle en artesa excavado por la lengua, aparecen depósitos morrénicos; en el flanco derecho aparecen antes, garganta arriba, a causa de la inexistencia de afluentes glaciares en dicho flanco